alejoderribo

Otra vez el Sr. Alejo, como siempre magistral rapiñando en su papel de usurpador de la RTV Pública. Ayer apareció por sorpresa en la reunión de la Comisión Paritaria y de interpretación del Convenio Colectivo de CRTVE, para trasladar a la parte social su posición sobre el futuro de CRTVE. De nuevo actuando como el jefe del cortijo en RTVE, de nuevo con una soberbia que en el contexto actual resulta aún más intolerable que ayer.

¿Sabe el Sr Alejo que ha habido elecciones generales y que los resultados de las mismas hacen que el PP no tenga ya mayoría absoluta? ¿Entiende el Sr. Alejo que por tanto las decisiones sobre CRTVE ya han dejado de depender sólo del Partido Popular y que la composición del Consejo de Administración variará considerablemente?

¿Es capaz el Sr Alejo de ver, aún cegado por su soberbia, que aunque gobernase el Partido Popular habrán cambios fundamentales en el organigrama de RTVE? Debería ser consciente de ello, pero por si le cuesta entenderlo se lo decimos claro: incluso gobernando Rajoy, en pocos meses y dada la composición del Congreso, habrán sí o sí importantes cambios, que pueden afectar al propio Director General Corporativo y al Presidente de CRTVE. ¿Entiende además el Sr. Alejo que, independientemente de quién gobierne o de las coaliciones que se formen, es previsible que se produzca un cambio de la normativa laboral que beneficie a los trabajadores y, por tanto, a la negociación de los convenios colectivos?

En la cúpula directiva de RTVE siguen creyendo que nada ha cambiado, sin embargo nada es igual. La resistencia a aceptar la nueva realidad sólo nos lleva a retrasar los fundamentales cambios que RTVE exige para tener un futuro, cambios ineludibles si queremos volver a ser una empresa referente en el panorama audiovisual de nuestro país. Aquellos que han hundido la credibilidad, la capacidad productiva, la calidad en la programación, aquellos que han redefinido el concepto de manipulación para llevarlo a cotas inimaginables hasta el momento en nuestra Democracia, TIENEN QUE IRSE DE UNA VEZ Y HACERLO YA, porque de ninguna manera pueden ser estos mismos personajes quienes cambien el nefasto rumbo de RTVE y den por fin pasos hacia una RTV PÚBLICA llena de futuro.

Sr Alejo, es usted un chiste de mal gusto, sus palabras y sus veladas amenazas nunca nos amedrentaron en UGT, pero ahora provocan pena y vergüenza ajena… VÁYASE DE UNA VEZ. RTVE no puede permitirse un minuto más su presencia, al igual que la de muchos otros directivos al frente de RTVE que como usted ni entienden ni comprenden lo que es gestionar un servicio público de todos y para todos. ¿Qué quiere sr. Alejo? ¿Quiere hablar ahora con cada sindicato de forma individual y sin testigos? ¿Quiere abrir ahora la negociación del III Convenio? ¿Para qué?

Para UGT lo primero es que se ponga encima de la mesa el proyecto de RTVE para los próximos años, y sobre ese proyecto de Ley estamos más que dispuestos a hablar. Un proyecto que debe ser elaborado y ratificado por el Congreso de los Diputados, y que por si no lo sabe se llama Mandato Marco. El actual Mandato Marco de CRTVE vence a finales de año, y nosotros estamos dispuestos a participar y a colaborar con el resto de la parte social y con el Consejo de Administración para redactar unas propuestas y entregarlas al Parlamento. Queremos que  dentro de ese proyecto se especifique cual va a ser la financiación que va a tener RTVE durante los próximos años, y que haya garantías legales de que esta será suficiente y sostenible en el tiempo para hacer frente al proyecto de RTV pública que nos encomiende el Congreso de los Diputados. Un proyecto que tiene que dejar claro de una vez qué programación y canales debe tener RTVE.

Sr. Alejo, para UGT usted es un directivo en funciones, nombrado por un Gobierno que ha prostituido la Ley sobre la que nació la Corporación RTVE. UGT no va a colaborar en su carrera para asaltar la presidencia de RTVE, porque además de sus palabras se sobrentiende que en su cabeza rondan medidas muy duras y drásticas para el presente y futuro de RTVE.  La cuestión es… ¿sobre qué legitimidad las piensa negociar usted?

Consulta o descarga esta hoja Unión en formato impreso [ PDF ]

Scroll to top